• Yulis Salas

26 colombianos habrían participado del asesinato al presidente de Haití

Jovenel Moise fue asesinado en un ataque perpetrado este miércoles de madrugada contra su residencia privada y en el que también resultó herida de bala la primera dama

Este viernes se conoció que los presuntos responsables del asesinato del presidente de Haití, Jovenel Moise, de 53 años, habrían sido 28 mercenarios, de los cuales 26 son colombianos, lo que generó rechazo absoluto por parte de la opinión publica, logrando la tendencia #VerguenzaMundial en Twitter.

Al conocerse la noticia el día de ayer, el ministro de Defensa Diego Molano, explicó que ya están colaborando con la justicia de Haití en convenio con la Interpol.

“En el día de hoy la Interpol ha solicitado oficialmente información al Gobierno colombiano y a nuestra Policía Nacional sobre los presuntos responsables de este hecho”, dijo el funcionario. Y agregó: “inicialmente la información señala que son ciudadanos colombianos, miembros retirados del Ejército Nacional (...) a nuestra Policía y a nuestro Ejército para que de inmediato se preste la colaboración en el desarrollo de esta investigación y se esclarezcan estos hechos”.

El comandante del Ejército Nacional Colombiano, Eduardo Zapateiro, manifestó que la institución se encuentra en total disposición de colaborar con las autoridades de Haití, para esclarecer la presunta participación de militares colombianos retirados en el asesinato del presidente Jovenel Moise.

“Estamos con toda la disposición desde el Comando de Personal para brindar oficialmente toda la información, como fue la orden del señor presidente Iván Duque Márquez a la Interpol-Dijin, la cual es la que está liderando toda la situación investigativa desde nuestro país”, señaló Zapateiro.

El jefe de la Policía de Ahití, León Charles, detalló que “era un comando de 28 atacantes, incluidos 26 colombianos, mientras que interceptamos a 15 colombianos y a dos estadounidenses de origen haitiano. Tres colombianos murieron y otros ocho están prófugos”, detalló.


En entrevista con CNN, el embajador de Haití en EE.UU., Bocchit Edmond, calificó el hecho como algo insólito, una operación que fue perpetrada por un comando, un grupo muy bien entrenados. “Fue un trabajo muy bien planeado para asesinar al presidente, realmente para mí es como una pesadilla”.

Aseguró además, que están tranquilos con que la Policía de ese país haya capturado a los presuntos responsables y agradeció al Gobierno de Colombia que se prestó para enviar un equipo de investigación.

“Estoy seguro que los grupos de traficantes de drogas les gusta mucho cuando el país está en caos, ellos podrían ser los responsables. No es la primera vez que algunos carteles tengan conexiones en Haití, Colombia y Estados Unidos, lo saben”, dijo Edmond en CNN.

También en este noticiero, Luis Alberto Villamarín, teniente coronel de la reserva activa del Ejército colombiano, aseguró que hay una intención política de alto nivel y que los delincuentes fueron contratados como una estructura organizada y no son casos sueltos.

“Por la posición geográfica de Haití se requiere tener una organización y parecería ser un mandado del narcotráfico y que las personas que participaron en esto fueron entrenadas o concentradas en alguna parte y dotadas con elementos de guerra”, sostuvo el experto.

Villamarín afirmó además que el asesinato del presidente de Haitíparecería ser un mandado del narcotráfico, parecería ser también que las personas que participaron en esto fueron entrenadas o concentradas en alguna parte, dotadas con elementos de guerra, con elementos de intendencia, habida cuenta que las botas son muy similares y son de las que usualmente utilizan fuerzas militares, particularmente estadounidenses en operaciones de desierto”.

Fuente: Infobae

0 comentarios